El conjunto “albiceleste” arranc贸 el partido en Krasnodar tal como Jorge Sampaoli lo sue帽a: con dominio de pelota, presi贸n alta y asfixia al rival a la hora de sacarle el bal贸n.

En unos 45 minutos netamente superiores, el equipo argentino se fue al vestuario en ventaja gracias a los goles de Ever Banega, de tiro libre, y del “Kun” Aguero tras una buena asistencia de Pav贸n.

Sin embargo, Iheanacho, ex Manchester City, descont贸 sobre el final de la primera parte avizorando un segundo tiempo m谩s complicado para la Selecci贸n Argentina.

Y tal como se esbozaba, as铆 fue: en menos de diez minutos ya iba perdiendo 3 a 2: Iwobi e Idowu lograron derrotar a Agust铆n Marches铆n para poner en ventaja a los nigerianos.

Mientras Sampaoli no paraba de meter cambios para que jueguen todos y darle din谩mica al equipo, los africanos se retrasaron en el campo y, de contragolpe, empezaron a lastimar: Iwobi, con otro golazo, termin贸 poniendo el 4 a 2 a quince del final.

De ah铆 en adelante todo se hizo a煤n m谩s cuesta arriba para los argentinos: perdidos en la cancha, con nerviosismo y poco juego, Nigeria se envalenton贸 un poco m谩s y la reacci贸n de los “albicelestes” fueron una suerte de “espasmos” de orgullo que ideas claras.

Comentarios

comentarios