María Isabel Chicha Chorobik de Mariani murió este lunes luego de estar internada desde el 11 de agosto en un hospital tras haber sufrido un ACV.

La fundadora y segunda presidenta de la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo falleció sin poder conocer a su nieta Clara Anahí Mariani.

La chica fue apropiada por la dictadura militar con apenas tres meses de vida: la secuestraron en un operativo en la casa de La Plata en la que vivía con sus padres, Daniel Mariani y Diana Teruggi, ambos militantes de Montoneros y asesinados durante esos días.

En 1977, junto a Alicia Licha Zubasnabar de De la Cuadra, decidieron crear una organización de abuelas buscando a sus nietos desaparecidos, la que sería conocida como Abuelas de Plaza de Mayo.

En enero del 2018, la referente en materia de derechos humanos estalló contra la decisión judicial de darle la prisión domiciliaria a Miguel Etchecolatz: “Yo quisiera que los jueces hicieran hablar a Etchecolatz, pero en lugar de eso lo mandan a su casa veraniega. Pasé mucho tiempo sufriendo y esto es como un golpe final. ¿Voy a aguantar esta nueva crueldad? Él sabe dónde está mi nieta“.

“Ya me pregunté lo mismo tantas veces y tantas veces me contesté igual: no puedo permitirme descansar. No puedo darme el permiso de morirme porque tengo que encontrar a mi nieta antes”, agregó.

La asociación, tras conocer la noticia de su fallecimiento, escribió un sentido comunicado en su página web. El mismo concluye: “Querida Chicha, la seguiremos buscando, junto a todos los nietos y nietas que faltan“.

Comentarios

comentarios