La crisis econ贸mica, social y humanitaria que atraviesa Venezuela parece haber llegado a otro momento cr铆tico: una serie de pa铆ses, con Estados Unidos y el聽“Grupo de Lima” a la cabeza, reconocieron unilateralmente a Juan Guaid贸 como presidente interino.

Tan s贸lo Uruguay y M茅xico pidieron por “una soluci贸n democr谩tica y pac铆fica”, mientras que Bolivia, Turqu铆a, China y Rusia mostraron su abierto apoyo al actual gobierno.

Nicol谩s Maduro, que asumi贸 su nuevo mandato hace algunos d铆as atr谩s, acus贸 un “golpe de estado”, llam贸 a resistir en las calles junto a los militares que a煤n le son fieles y rompi贸 relaciones diplom谩ticas con el gobierno de Donald Trump.

Con este nuevo movimiento de piezas de la oposici贸n y el oficialismo en alerta, las fuerzas de seguridad salieron a dispersar a quienes protestaban en los distintos barrios de Caracas y las principales ciudades del pa铆s con el uso de gases lacrim贸genos, balas y perdigones: ya murieron 16 personas.

驴Pero c贸mo entender la situaci贸n pol铆tica venezolana sin caer en facilismos y extremos irreconciliables? El periodista Mart铆n Schapiro deline贸 con claridad el delicado escenario en redes sociales:

1

La Asamblea Nacional de Venezuela tiene legitimidad democr谩tica. La oposici贸n se impuso con claridad en diciembre de 2015. Por un sistema de representaci贸n dise帽ado para apagar voces minoritarias, hab铆a alcanzado la mayor铆a de dos tercios para reformas constitucionales. El Tribunal Constitucional, un ap茅ndice del ejecutivo chavista, cuestion贸 la elecci贸n de tres diputados opositores, privando a la oposici贸n de su mayor铆a calificada en la Asamblea y dej谩ndola impotente.

2

La Asamblea incumpli贸 el mandato judicial y jurament贸 a los legisladores. La Asamblea Nacional fue declarada en desacato y paralizada en sus funciones efectivas. Le siguieron las manifestaciones y el caos de 2016, donde el gobierno reprimi贸 salvajemente, pero hubo grav铆simos episodios de violencia opositora, con personas quemadas vivas por chavistas.

3

En ese marco de crisis, Maduro convoc贸 una Asamblea Constituyente, absolutamente por fuera de los procedimientos constitucionales. Sencillamente la declar贸 “originaria” y llam贸 a elecciones. Las elecciones para la Asamblea fueron celebradas sin participaci贸n opositora. Maduro celebr贸 una participaci贸n cercana al 40%, seg煤n los n煤meros oficiales, fuertemente cuestionados.

4

Hasta aqu铆, lo evidente. La legitimidad democr谩tica opositora, y la ilegitimidad de la soluci贸n que encontr贸 el ejecutivo. Sin embargo, desde entonces, en Venezuela tambi茅n pasaron cosas.

Hubo elecci贸n de gobernadores, con participaci贸n opositora. Se impuso el chavismo con claridad. En Lara, Henri Falc贸n perdi贸 el gobierno del Estado, y tambi茅n el candidato de Capriles fue derrotado con claridad. Envalentonado por aquellos resultados, Maduro convoc贸 a una elecci贸n presidencial anticipada, ordenada por la Asamblea Constituyente, en la que particip贸 una fracci贸n de la oposici贸n. El propio Falc贸n y un candidato evang茅lico. A煤n ante un contexto de extrema adversidad, el chavismo se mantuvo en todo momento alrededor de los seis millones de votos.

5

驴Significa esto que el gobierno es democr谩tico? No. Hay presos pol铆ticos, opositores inhabilitados, y siempre que el gobierno se vio en peligro (Asamblea Nacional, referendo revocatorio) maniobr贸 desde el Poder Judicial para evitar que los opositores intervengan institucionalmente.

Pero no reconocer hoy al chavismo como una fuerza democr谩tica no puede implicar desconocer que sigue siendo una fuerza representativa para una gran porci贸n de la sociedad venezolana.

Pase lo que pase, Maduro es el problema “f谩cil”. Venezuela vive una crisis econ贸mica, social y humanitaria, producto no del car谩cter dictatorial sino de la p茅sima gesti贸n del gobierno, y tiene una sociedad enormemente dividida. Millones de venezolanos dependen del Estado para poder comer. Un enfrentamiento civil armado podr铆a traer una crisis de dimensiones no vistas en la regi贸n. Y el sector dominante de las Fuerzas Armadas sigue respondiendo al chavismo.

Con el hambre de millones de venezolanos a cuestas, la interferencia de distintas potencias globales en el conflicto y una guerra civil que parece estar aceler谩ndose: 驴tendr谩 una salida r谩pida y pac铆fica Venezuela?

Comentarios

comentarios