En pocas horas cayeron 80 milímetros los que ocasionaron anegamientos en calles y viviendas. Cinco familias de los barrios periféricos fueron evacuadas.

 

Tras la caída de más de 80 milímetros de lluvia en pocas horas y los fuertes vientos provocaron serios trastornos ayer en los barrios del Alto de Bariloche, donde al menos cinco familias debieron abandonar sus casas inundadas y las calles se tornaron intransitables, informó la Municipalidad.

El director de Defensa Civil de Bariloche, Leandro Fernández, comunicó que  “van a asistir a las familias afectadas, con el reparto de ropa, colchones y comida caliente a los centros comunitarios y juntas vecinales de los barrios afectados”.

Colaboraron con el trabajo  la Secretaría de Desarrollo Humano, Defensa Civil, Obras y Servicios Públicos, Gendarmería Nacional, Servicios de Prevención y Lucha contra Incendios Forestales, Bomberos y empresas privadas, que debieron atender emergencias en distintos barrios desde las 3 de la madrugada, tanto de viviendas inundadas, como voladuras de techos, colapso de desagües y calles anegadas.

Fernández  afirmó que  las inundaciones se originaron porque “fue superado el sistema pluvial” debido a la gran “cantidad de agua caía” y que aún permanecen  inundadas calles de  los barrios Nahuel Huapi y Malvinas.

Para Fernández el panorama en la ciudad es alentador ya que “desde anoche no llueve, el agua está decreciendo y el pronóstico para hoy no indica lluvias, sólo algunas lloviznas aisladas”.

Comentarios

comentarios

Compartir