Este viernes por la mañana, un grupo de agentes de la Prefectura Naval Argentina ingresó hace al edificio “Madero Center” de Puerto Madero: allí detuvo al ex vicepresidente de la Nación, Amado Boudou.

La orden de detención por el que se realizó el procedimiento fue firmada por el magistrado Ariel Lijo: por la misma resolución, José María Núñez Carmona, amigo, socio y considerado como “testaferro” del ex funcionario, también fue detenido.

📸 Foto: Amado Boudou sale escoltado de su departamento por miembros de Prefectura Naval.

El juez consideró a Boduou como el “jefe de una asociación ilícita” que lavó dinero: según éste, hubo tres hechos por el que debe dar explicaciones: unos 80.000 dólares que aparecen en su haber, el blanqueo que hizo su socio en el año 2009 y la compra de un departamento junto a quien era su pareja en ese entonces, Agustina Kämpfer.

Entre las “maniobras ilícitas” que menciona Ariel Lijo se encuentran algunas transacciones que “resultaron objeto de investigación en expedientes judiciales que se hallan en diversos estados procesales y tramitan por ante diferentes tribunales, (…) en las que subyacen graves actos de corrupción y tienen como actor principal a Boudou, en su calidad de funcionario público”.

“Hay pruebas suficientes para creer que se ha enriquecido patrimonialmente en forma injustificada”, señalaron desde la fiscalía tras advertir que se ha venido montando una “ingeniería orientada a oscurecer el origen de los fondos”.

Teniendo todo esto en cuenta, Lijo consideró que Boudou puede “entorpecer la investigación” y por ello ordenó su detención.

Por su parte, el abogado del ex vicepresidente rechazó la actuación judicial: “Me sorprende la detención en una causa de tantos años de proceso. Pidió autorizaciones para salir del país y la Cámara se lo concedió porque no había posibilidad de obstaculizar la causa o de profugarse”, esgrimió Durañona en diálogo con C5N.

Pasado el mediodía, Amado Boudou concluyó su declaración indagatoria, donde señaló que su detención fue arbitraria y que le sorprende que “después de tantos años de investigación presentando escritos y estando siempre a derecho dando explicaciones” lo detengan “de esta manera”.

Además, pidió la nulidad de la detención por “no estar fundada” y recusó al juez Ariel Lijo por imparcilidad, pidiendo luego su excarcelación.

Para leer el fallo completo: Centro de Información Judicial (CIJ)

Comentarios

comentarios

Compartir