📸 Foto: Guillermo Llamos

En una entrevista exclusiva con Infobae, la gobernadora de la Provincia de Buenos Aires habló sobre feminismo, el aborto legal, la crisis económica y la fallida paritaria docente.

Esta revolución cultural que se está produciendo de igualdad de derechos es imparable. Estoy segura que si me toca ocupar otra responsabilidad en 2019, 2020, va a haber más mujeres en mi equipo, que ya están creciendo, y tal vez no son tan visibles”, señaló María Eugenia Vidal.

Consultada en torno a si se considera feminista, explicó: “Me considero impulsora de los derechos de la mujer. Yo lo viví en carne propia. Si yo estoy acá es porque otras mujeres dieron la pelea, y pienso en mujeres de todos los partidos. Pienso en Margarita Stolbizer, en ‘Chiche’ Duhalde, en la propia Cristina Kirchner. Hubo mujeres que dejaron huella para que las veníamos atrás fuera más fácil“.

Y sobre el #AbortoLegal, nuevamente dejó en claro su negativa: “Yo creo que la coherencia es un valor, y sobre todo en las convicciones profundas. Y yo he sostenido una coherencia a lo largo del tiempo. Desde la primera vez que fui candidata a legisladora en la Ciudad de Buenos Aires hace muchos años, contesté esa pregunta. Siempre mis electores supieron cómo pensaba, cómo actuaba, no he sido ambigua en mi posición, me parece que la coherencia es un valor. Y sí, yo tengo una posición a favor de cuidar la vida de la madre y del hijo y lo voy a seguir sosteniendo (…) Si hay algo bueno de destacar de este debate es que se demostró que esas diferentes convicciones se pueden dar en el interior de cualquier partido. Y eso me parece sano. De la misma manera que creo que en tema que ahora estamos discutiendo, del acoso, del abuso, del maltrato, ahí no hay grieta. Ahí vas a encontrar mujeres de distintos partidos que pensamos lo mismo, y que queremos creer en el testimonio de otras mujeres, y que queremos que avancen los derechos”.

📸 Foto: Guillermo Llamos

En relación con la crisis económica y social que atraviesa el país, aseveró: “Yo soy plenamente consciente de que este fue un año difícil para los argentinos y para los bonaerenses. Sí lo que se y de lo que no tengo dudas es que yo di en estos tres años lo mejor de mí. Después la gente evaluará si alcanzó o no alcanzó. Pero que no me guardé nada y que todo lo que pude hacer para acompañar a la gente en este año difícil lo hice, de eso no tengo dudas”.

Sobre los altos índices de pobreza, aclaró: “Yo esperaría a que termine la gestión para hacer el balance. Pero sin duda hay cosas que ya se pueden ver. Yo camino los barrios pobres hace más de 10 años todas las semanas de mi vida. La pobreza no es algo que me sorprenda. Es doloroso. Cada cifra duele. Lo que duele es cuando recorrés, saber lo que está detrás de la pobreza. Hubo un cambio profundo, que en la provincia de Buenos Aires está sucediendo, que primero tiene que ver con esto de que la pobreza no es solo el ingreso. Cuando vos haces un asfalto a alguien, que para ir a la escuela tiene que poner las zapatillas en una bolsa, y los días que llueve tiene que salir de su casa, yo no se si esa persona es igual de pobre. Lo mismo la cloaca, el agua potable. La pobreza tiene muchas facetas, hay una que es clave y tiene que ver con recuperar la dignidad“.

Por último, sobre la falta de acuerdo paritario con los docentes en el 2018, remató: “Lo tomo como un pendiente. Y como definitivamente un problema y una preocupación a resolver. No solamente es importante tener razón, también es importante resolver los problemas y hay millones de chicos que están esperando para ir a clases todos los días. Cada día de clase perdido es una oportunidad que se perdió. Es de los temas que más me preocupan. Es importante ser coherente. Mi primer diciembre fue muy duro porque no sabía si iba a poder pagar los sueldos y aguinaldos”.

  • Para leer la entrevista completa: Infobae

Comentarios

comentarios