Este martes no fue un día más para buena parte del país: el paro decretado por el Frente Sindical se sintió particularmente en la Ciudad de Buenos Aires y la Provincia de Buenos Aires.

El único servicio de transporte público que funcionó con relativa normalidad fueron los trenes.

El subte estuvo paralizado por la adhesión de los “metrodelegados” a la protesta. Aerolíneas Argentinas suspendió y reprogramó sus vuelos ante el pliegue al paro de los gremios aeronáuticos.

El servicio de colectivos fue irregular: aunque la UTA no adhirió a la medida de fuerza, ramas internas disidentes decidieron parar y vehículos de varias líneas no salieron a la calle.

📸 Fotos: Adrián Escandar, Maximiliano Luna, Li Baran y Pablo Barreda Calo.

Comentarios

comentarios