Afuera de las canchas las cosas no le salen nada bien: la figura del PSG está acusado de haber abusado sexualmente y de haber agredido a una modelo brasileña en París. Y ahora, adentro de la cancha, tampoco.

Neymar se marchó del estadio Mané Garrincha con muletas antes de que concluyera el amistoso entre Brasil y Qatar: un rato antes, entre lágrimas, se encontraba en el banco de suplentes agarrándose el tobillo derecho.

La Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) confirmó la gravedad de la lesión del atacante: no jugará la Copa América.

“Debido a la gravedad de la lesión, Neymar no tendrá condiciones físicas ni tiempo de recuperación suficiente para participar en la Copa América Brasil 2019”, indicaron a través de un comunicado.

“Después de sufrir un esguince en el tobillo derecho durante el partido del miércoles contra Qatar, Neymar fue evaluado y sometido a exámenes complementarios de imagen que confirmaron la ruptura ligamentaria en el tobillo“, agregaron.

👎🏻 #ChauNeymar

Comentarios

comentarios

Compartir