“¿No consigue siquiera evitar un incendio en una iglesia que es patrimonio de la humanidad y quiere enseñarnos qué hacer con nuestro país?. Ya tiene mucho que hacer en su casa y en las colonias francesas”, disparó el ministro Onyx Lorenzoni ante la prensa en una nueva ronda de ataques y críticas por parte del gobierno de Jair Bolsonaro contra Emmanuel Macron.

“Estamos agradecidos por la iniciativa del G7, pero tal vez esos recursos serían más útiles para reforestar Europa”, prosiguió el funcionario brasileño.

Brasil es una nación democrática y libre, que nunca tuvo comportamientos colonialistas e imperialistas, como tal vez es el objetivo del francés Macron, en concomitancia por otra parte con altos índices de impopularidad en su casa”, agregó con dureza.

Y concluyó: “Mi país puede dar lecciones a cualquiera en materia de protección ambiental. No existe ningún país en el mundo que cuente con una protección de la vegetación natural más grande que la nuestra“.

Comentarios

comentarios

Compartir