“Creíamos que lo podíamos ganar. Tuvimos de todo, disciplina, carácter, ilusión, audacia y jugadores que son bravos, que son asesinos. Fue una final de Scola a toda orquesta y con un Pato Garino increible”, aseguró emocionado la “Oveja” Hernández tras el encuentro de cuartos de final.

“Nosotros creamos mucho a partir de jugadores muy buenos con la bola en la mano y una gran disciplina táctica, de saber castigar las ayudas, hablamos de ser verticales, sobre todo cuando ellos ponían alto el equipo. Es una guerra de estrategias y de ritmos. Hoy funcionó mejor la nuestra“, analizó luego un poco más frío.

“Sorprendimos, fuimos a buscar un goleo alto. Parece que tenemos la respuesta, pero fuimos mejores hoy. Punto. El día que teníamos que serlo. Con Serbia somos dos equipos que demostramos estar en un nivel top en el mundo. Por eso valoramos tanto el triunfo“, remarcó.

 Y remató el entrenador: “Son muchos días de acumulación, de tensión y de angustia. De pronto se dan resultados que te complican y te obligan a seguir ganando. Es mucha emoción contenida. Tengo gran parte de mi vida dedicada en este deporte y estoy feliz“.

🇦🇷 ¡Historia pura!

Comentarios

comentarios