A mediados de agosto había sido noticia por un principio de incendio: menos de un mes más tarde, otro incidente del mismo tipo interrumpió la normal circulación de la Línea “E”.

A pesar de las constantes quejas, desde hace tiempo que las usuales demoras y la obsolescencia de las formaciones convierten a una de las principales líneas del subterráneo porteño en un verdadero periplo penoso para aquellos que la deben utilizar día a día.

En este contexto, los “metrodelegados” protagonizaron este lunes una jornada de protesta con “apertura de molinetes, volanteada, café con usuarixs, bandas y obras de teatro” en la Estación “Plaza de los Virreyes”.

🚃 El subte en estado de emergencia:

Comentarios

comentarios

Compartir