La intensa tormenta que se desató durante la madrugada en la Ciudad de Buenos Aires y sus inmediaciones no solo provocó la caída de árboles, el anegamiento de algunas calles y destrozos: también trastocó el normal funcionamiento de las terminales aéreas.

Las operaciones en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza y Aeroparque registraron demoras esta mañana por la intensa actividad eléctrica: se tuvieron que suspender las operaciones en rampa al aplicar los nuevos protocolos de seguridad que se implementaron este año.

En Aeroparque la inactividad se concretó fundamentalmente entre las 5 y las 6.30, lo que provocó demoras en las salidas de los vuelos. Lo mismo ocurrió en Ezeiza entre las 4.30 y las 6: allí, además, se cancelaron algunos vuelos.

✈️ ¡ARREGLARON LOS PILOTOS!

Comentarios

comentarios

Compartir