Este año nos encuentra con una situación de emergencia enorme y hay que cumplirla a rajatabla, que es la reserva en nuestros hogares”, aseveró Estela de Carlotto al referirse a la peculiar situación que se vive este 24 de marzo por la pandemia.

Que no podamos estar en la Plaza de Mayo es por una emergencia de vida y la vida está primero que una marcha. Si te cuesta la vida, si cuesta la vida de nuestros hermanos, sencillamente no es prioridad. Lo que nunca nos deja de importar, lo que siempre nos ocupa y lo que no perdemos de vista es el recuerdo, el ejercicio de la memoria por nuestros desaparecidos y desaparecidas. Entonces, si tenemos que cumplir con una cuarentena, podemos pensar otra forma de visibilizar ese ejercicio de recordar”, remarcó en diálogo con Página 12 y El Destape Radio.

En este contexto, la titular de Abuelas de Plaza de Mayo se pronunció en contra del pedido de prisión domiciliaria presentado por los genocidas Alfredo Astiz y Miguel Etchecolatz por temor a infectarse de coronavirus en la cárcel: “De ninguna manera queremos domiciliaria para los genocidas, esos son presos más peligrosos que los otros presos, que están algunos sin condena en cárceles que realmente no dan a basto, donde hay motines contra la situación que se vive ahí adentro”.

El delito de lesa humanidad no tiene ningún tipo de prebenda ni de derecho a modificar su situación, los genocidas quieren producir lástima, hacerse los viejos; son viejos pero peligrosos, porque no olvidan. Y lo dijeron ante la Justicia, en los juicios. No se arrepienten, lo volverían a hacer si fuera necesario”, remarcó.

Por último, habló sobre cómo está gestionando la administración de Alberto Fernández la crisis sanitaria: “Gracias a dios no está el gobierno anterior, si hubiera estado no sé cuántos moriríamos, no hubieran hecho nada más que decir mentiras en los medios diciendo que todo estaba bien. Este gobierno se involucra y garantiza que muchas vidas se van a salvar“.

💬 Estela de Carlotto: “Esta vez, en lugar de vernos en la calle, estamos pidiendo que nos acompañen poniendo un pañuelo blanco a la vista en sus casas, en donde puedan, ventanas, puertas, terrazas, balcón”

Comentarios

comentarios

Compartir