Luego de una larga reunión con Alberto Fernández y Axel Kicillof durante el día lunes, el jefe de gobierno porteño se fue con más tiempo bajo el brazo para analizar la evolución de la pandemia en la Ciudad de Buenos Aires y, a partir de allí, determinar qué es lo que se hará a partir de la próxima semana.

El mazazo, sin embargo, lo recibió con los números de la noche: el territorio porteño registró en tan sólo 24 horas más de 1.000 casos de COVID-19.

Si los casos siguen aumentando, necesariamente vamos a tener que aplicar una restricción mayor”, admitió Horacio Rodríguez Larreta esta mañana en diálogo con Radio La Red.

En esta línea, subrayó: “La evidencia al día de hoy es muy preocupante. Y, más allá del número de contagios, la ocupación de camas de terapia intensiva es lo que más preocupa”.

Es clave llevar el DetectAR a más barrios. Tenés gente caminando por la calle que no tiene idea de que esta contagiada, por eso cada caso que se encuentra frena una cadena de contagios”, apuntó luego.

💬 “No hay una decisión tomada”, concluyó Horacio Rodríguez Larreta al reconocer que el jueves tendrá una nueva reunión con el presidente y el gobernador bonaerense para ver los pasos a seguir

Comentarios

comentarios

Compartir