📸 Foto: AP

A pesar de la “cuarentena estricta” de principios de julio y de la posterior flexibilización habilitada por las autoridades, la curva de contagios en el AMBA se mantiene en la misma línea: ascendente.

Y ante el crecimiento del número de muertos diarios por COVID-19, el gobierno porteño continúa especificando los protocolos específicos para el manejo de cadáveres en los cementerios: por ello dispusieron secciones especiales para los fallecidos por el nuevo coronavirus.

Según consignaron distintos diarios, el lugar elegido en el Cementerio de Chacarita se encuentra detrás del monumento erigido a María Eva Duarte de Perón, en el denominado “Sector 10”: “Se trata de un solar parquizado en el que antes no se habían realizado inhumaciones. Ocupa una superficie de 95 hectáreas en total y dispone de unos 6.000 espacios de sepulturas, entre tierra y nichos“, señalaron.

En el Cementerio de Flores, por su parte, se dispuso de un terreno un poco más chico. Ubicado en el “Sector 22”, a pocos metros de la intersección entre la Avenida Lafuente y Balbastro, se podrán cavar hasta unas 700 tumbas.

📸 ¡EN FOTOS!

Comentarios

comentarios

Compartir